Empaste dental, el tratamiento para quitar la caries

 In Estética Dental, Noticias, Salud bucodental

Las caries afectan al 90% de la población mundial convirtiéndola en la enfermedad bucodental más común en todo el mundo. Casi todos en algún momento de nuestra vida hemos sufrido una caries y hemos tenido que recurrir a un dentista para poder repararla. El tratamiento utilizado para hacerlo es la “obturación” también conocido como empaste dental.

La caries es básicamente la destrucción del esmalte dental debido a la ingesta de alimentos dulces o ácidos y una insuficiente higiene bucal posterior. Si el esmalte desaparece, la parte blanda del diente queda expuesta pudiendo ocasionar problemas más serios, además de hipersensibilidad. 

El empaste dental es el tratamiento mediante el cual se elimina la caries de la pieza dental y después se repara la parte del diente del que se quita la caries.

¿Cómo se hace?

El tratamiento, por lo general, es sencillo y rápido, no dura más de 40 o 50 minutos. Se comienza aplicando anestesia local en caso de ser necesario. Esto es cuando el estado de la caries es muy avanzado y afecta a las terminaciones nerviosas del diente (dentina). De lo contrario, el procedimiento no requiere de anestesia.

El siguiente paso es eliminar el tejido cariado mediante las herramientas clásicas que no pueden faltar en cualquier consultorio odontológico como el taladro bucal que permite eliminar la placa y la caries, y el explorador dental, una especie de gancho que sirve para quitar tejido cariado entre dientes.

Una vez quitada la caries, se procede a enjuagar la zona y a colocar el relleno en el hueco dejado en el diente luego de la limpieza. Para ello se utiliza composite, también llamado resina compuesta.

Después de rellenar con el composite, se aplica luz calórica mediante una pistola para que se endurezca. Una vez logrado, se pule y se realiza una prueba de mordida para ver si hay alguna molestia, si hay que hacer alguna corrección, asegurando un resultado funcional y estético.

¿Qué tipos de empastes dentales existen?

El tipo de empaste dental está determinado en función del material de relleno que se utilice. Así es que tenemos dos tipos de empastes, los de metal y los de resina.

El empaste de metal está compuesto por amalgama de plata. Su principal ventaja es que puede durar aproximadamente 30 años y es muy resistente. Su desventaja es que su color metálico contrasta notablemente con el blanco de los dientes y se notará al comer o abrir la boca. Es por eso que en la actualidad han caído en desuso.

Por otro lado, tenemos los anteriormente mencionados empastes de compuestos de resina. Estos, si bien tienen una vida útil mucho más breve como punto en contra, son muy estéticos, pues viene en una gran variedad de tonalidades para adaptarse al color del diente del usuario lo que lo hace prácticamente imperceptible a la vista. Su duración aproximada es de 10 años.

Cuidados después de hacernos un empaste dental

Cómo es una intervención simple, podrás volver a la rutina en el momento que salgas de la clínica dental. Si no se utilizó anestesia, podrás comer y beber de forma normal de manera inmediata. Pero si se utilizó anestesia, puedes tardar un par de horas hasta recuperar la sensibilidad en la zona.

Es importante aclarar que, tras realizar el tratamiento de empaste dental, se puede resentir en mayor medida la zona al comer alimentos muy fríos o calientes al cepillarse los dientes durante 3 o 4 días.

Recommended Posts
Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies más información

ACEPTAR
Aviso de cookies
piercing-lenguasonfrome-boca-seca